twitter facebook rss
Pin It

Widgets

,

Gastarán más en Pagar Deuda que en Salud, Educación y Desarrollo Social Juntos: FHE

El gobierno se ha metido en un callejón sin salida y encamina al país al precipicio debido al manejo ineficiente del gasto público y a la contratación irresponsable de mayor deuda, manifestó el senador aguascalentense Fernando Herrera Ávila.

Explicó que una de las grandes tragedias del actual sexenio es que el gobierno ejerce su función con recetas de 1970; es decir, pide prestado, recauda cada vez más ingresos a costa de los contribuyentes y despilfarra en burocracia y propaganda.

Aseguró que en estos cinco años el país ha sufrido las consecuencias de un gobierno incapaz, que ha resultado ser muy mal administrador, ha dañado gravemente el proceso de desarrollo nacional y con escaso margen de maniobra para el año venidero.

Ejemplificó que de acuerdo a los Criterios Generales de Política Económica 2018 casi el 30 por ciento del gasto total será para el pago de pensiones y de intereses y comisiones que se generan por el endeudamiento del gobierno.

Agregó que ambos rubros implican una erogación de un billón 457 mil millones de pesos. Lo más preocupante, dijo, es que de ese total 663 mil 479 millones de pesos se destinarán al costo financiero de la deuda, monto muy superior al gasto de las secretarías de Salud, Educación y Desarrollo Social juntas.

Durante cinco años –-remarcó-- el gobierno priista ha mostrado su irresponsabilidad para manejar la deuda pública, misma que a junio de 2017 ascendió 9.3 billones de pesos, cerca del 50 por ciento del PIB y cada mes ha tenido que pagar 46 mil 603 millones de pesos de intereses, dinero que se va al extranjero.

Herrera Ávila rechazó la versión oficial de que la deuda aún es manejable; por el contrario, dijo, hay indicios de que ya representa una verdadera amenaza para la estabilidad económica del país.

Tarde o temprano las deudas se tienen que pagar. Erogar cantidades exorbitantes al costo financiero de la deuda no resuelve el problema, pero le permite al gobierno patear el bote hacia adelante con amplias posibilidades de que deje el endeudamiento como su principal y más pesada herencia, precisó.

Por lo pronto, cada mexicano ya debe 83 mil 040 pesos por la deuda contraída por el gobierno del PRI.

Destacó que la economía no solamente no va bien sino que ha tomado un rumbo francamente preocupante, atribuible a una nefasta reforma fiscal, a la evidente debilidad en las finanzas públicas y a la errática conducción de la economía.

Desde la perspectiva del legislador panista, los grandes avances que tuvo el país en cuanto a estabilidad económica durante los gobiernos panistas, hoy están en peligro.

Por si fuera poco, añadió, el gobierno del PRI es un gobierno despilfarrador, dispendioso, que presume austeridad y sin embargo gasta mucho y gasta mal.
 

0 comentarios

Comentarios

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad